TSIDKENU

 

En el capítulo 23 de Jeremías Dios está declarando que su juicio sobre Israel ha sido por los malos y perversos reyes y sacerdotes que han dirigido a Israel, pero luego Dios pronuncia esperanza para la nación.

He aquí, vienen días —declara el Señor— en que levantaré a David un Renuevo justo; y El reinará  rey, actuará sabiamente, y practicará el derecho y la justicia en la tierra. En sus días será salvo Judá, e Israel morará seguro; y este es su nombre por el cual será llamado:  “El Señor, justicia nuestra.” Jeremías 23:5-6

Jeremías está profetizando de la venida de Jesucristo, quien por medio de su justicia nos libra a todos del juicio eterno de Dios. YHWH-TSIDKENU —Yahweh nuestra justicia—. Pablo nos declara esta verdad…


Al que no conoció pecado, por nosotros lo hizo pecado, para que nosotros fuésemos hechos justicia de Dios en Él. 2 Corintios 5:21

Tú y yo por medio de Jesucristo somos declarados justos delante de Dios. No es una justicia que tú y yo obtenemos por esfuerzo humano, de hecho es imposible obtener esta justicia por ese medio. Esta justicia de Jesucristo que nos es dada nos libra de todo juicio de Dios.

Gracias Dios que tú me has hecho justo en tu Hijo Cristo Jesús.

Gracias que no tengo que esforzarme a ser justo sino solo descansar en la obra perfecta y completa de Jesucristo.

Gracias Dios que la justicia de Cristo me ha dado paz contigo.

Gracias Dios que la justicia de Cristo me ha librado de toda condenación.

 
Vino NuevoDía 8